Sobre Victorinos y otros

Buenas,

No se mucho de toros, pero tengo entendido que los Victorinos son top dentro de las ganaderías por ser toros bravos.

Pues bien, de gente con carácter vamos a hablar hoy. Y por gente con carácter me refiero a los superiores del junior. Esos “no juniors” que merodean por el despacho buscando repartir trabajo sin piedad.

Si algo tienen en común todos aquellos que actualmente no son juniors (sobretodo aquellos con poco más de 8 años de experiencia) es que comenzaron a trabajar, o por lo menos no estaban en la parte alta de la chain of command, en los años previos a la crisis. ¿Qué significa esto?

Básicamente que eran los juniors en el momento en la que probablemente fuera la época dorada de la abogacía española y eso, digan lo que digan, afecta. Operaciones de M&A, OPAs, salidas a bolsa, financiaciones de proyectos y un largo etcétera se agolpaban en la mesa de los Partners de los despachos de abogados y eran automáticamente encargados a gente con poca o nada experiencia que tenía que sacarse las castañas del fuego como pudiera.

Esto suele significar dos cosas:
1. Esperan que seas capaz de sacar trabajo sin que estés verdaderamente cualificado (o tengas la experiencia necesaria) para ello y sin que les molestes mucho (ellos están para otras cosas); y
2. Están muy acostumbrados a trabajar hasta muy altas horas de la noche muchos días a la semana.

Y este tipo de gente se diferencia entre ellos en el trato hacia nosotros los nuevos juniors. Yo los diferencio entre Victorinos y otros (cada uno tiene un nombre para estos – unos los llaman buenos y malos, tios de puta madre e hijos de puta, etc.) A mi me gusta llamarlos Victorinos y otros.

Victorianos: suele ser gente estricta y muy exigente, pero noble. Van de cara y no intentan meterte la cornada de lado. Estos son los jefes que tienes que buscar y pegarte a ellos. Te van a pedir mucho trabajo, pero intentarán que lo tengas que hacer a horas decentes y con plazos razonables. En mi opinión es el tipo de gente a la que tienes que intentar pegarte. Delegan trabajo de calidad (eso significa que no estás cualificado para ello y las vas a pasar putas para hacerlo, pero te ayudarán), aprenderás un montón y tendrás plazos y horarios decendes.

Otros: gente al revés. Es gente se suel pensarse que son el culo del mundo, que sólo ellos están liados y que pueden delegarte cualquier tipo de mierda en cualquier momento del día y a cualquier hora. Y si no dejas todo lo que tienes que hacer para satisfacer sus necesidades, mal. El problema no suele ser la exigencia horaria (que ya se supone al entrar en un gran despacho), si no el trabajo de poca calidad que te van a pedir, las formas con las que te lo piden y la urgencia. Este es el tipo de gente que te acaba quemando en el despacho. Alejaros de ellos.

Por supuesto hay muchos términos intermedios, pero a mi me parece que estos son los dos tipos de personas. Gente que te ayuda a mejorar y gente que no tanto. Yo por suerte en mi equipo tengo más Vicotrianos que otros y así da gusto.

Intentad pegaros a los primeros y conseguireis disfrutar esto de ser junior, que tiene su encanto.

Buenas noches,
Litt

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s